Metrópoli
Francisco L. Carranco

Sismo político la Salida de Margarita

09 de Octubre de 2017

Francisco L. Carranco


Metrópoli

Sismo político la Salida de Margarita

POR: Francisco L. Carranco

Como un terremoto fue recibida la noticia de que Margarita Zavala abandona al Partido Acción Nacional por no estar de acuerdo, principalmente, con la toma de decisiones y dirección de, Ricardo Anaya, actual Presidente del Comité Directivo Nacional de ese partido.

Margarita, desde hace unos meses había manifestado su interés por ser candidata a la Presidencia de la República y de inmediato, hacia el interior del partido Acción Nacional, se dividieron las opiniones a favor y en contra para que esa postulación se pudiera dar, sin embrago, ha trascendido que la contraparte, es decir los aliados de Ricardo Anaya Cortes, de inmediato exhibieron su férrea disposición de no aceptarla y el propio Presidente del PAN, está en desacuerdo porque él quiere ser el candidato panista a la presidencia de la República.

Sin embargo, la renuncia de Margarita Zavala, complica la situación electoral para todos los partidos, sobre todo para aquellos que ya se sentían ganadores de la alternancia y me refiero al PAN que ha cocinado políticamente una alianza para conjuntar ese “cachito de votos” que siempre le ha hecho falta para ganar las elecciones, sobretodo, en los últimos años.

La alianza con el PRD en algunos estados le ha funcionado al PAN porque ese partido, que, aunque de notoria y diferente ideología, le ha aportado el porcentaje de sufragios necesarios para ganar elecciones, claro ejemplo es Veracruz, en cuyos comicios pasados logró ganar la gubernatura y muchos municipios con esa fórmula.

Para la elección presidencial se prevé una alianza PAN-PRD-Movimiento Ciudadano y, quizás Nueva Alianza, partidos que han mantenido su cuota de votos y que cuentan con una militancia y simpatizantes importante, esa alianza se estaba consolidando como una buena opción para ganar el paso a la alternancia, otra vez, es decir, para derrotar y sacar al PRI de los Pinos.

Por supuesto que hablamos del actual gobierno, el de Peña Nieto, que también muy por abajo del agua estaba preparando su estrategia electoral, a la vieja usanza, convocando a todos los viejos estrategas e impulsando la maquinaria electoral para arrebatar todos los votos, al precio que fuera y perpetuarse en el gobierno presidencial, senado de la república, cámara de diputados federal, algunos congresos locales y gubernaturas que estarán en juego en el 2018.

Pero los dos eventos más importantes con los que no contaba el PRI, fueron los terremotos, dos telúricos y uno político, que han causado otra tragedia humana y económica que habrá que seguir atendiendo con los recursos del FONDEN y, quizás, hacer otro fondo para la reconstrucción de los estados más afectados, Oaxaca, Chiapas, Puebla y Ciudad de México, los recursos del estado ya no se ocuparán para las campañas porque hay que atender las secuelas del sismo del S-19.

Y el otro terremoto, el político, que habrán de enfrentar el PRI, pero, también el PAN y MORENA es el relativo a la separación de Margarita Zavala, porque de facto, rompe internamente con el PAN, se espera que la próxima semana se registre como candidata independiente para ser la candidata a la Presidencia de la República.

Este registro, obviamente, acaba de dividir al PAN y se espera que mucha de la militancia azul siga a Margarita Zavala en está decisión de la mujer que ha cimbrado el ambiente político, la salida de ella de las filas panistas abre un boquete muy grande que puede representar que el PAN con todo y sus alianzas no le alcance la votación para ganar la Presidencia por la fragmentación del voto que provoca la renuncia de la Zavala.

Las redes sociales y los medios han publicado que los simpatizantes de Margarita están de acuerdo en apoyarla ¿cuántos son? no sabemos, pero son muchísimos en todo el país, también hay militantes del PAN que coinciden con la ideología y voluntad de la ahora ex panista y que, seguramente, estarán de acuerdo con la postulación independiente de ella por la Presidencia y le brindarán su apoyo.

En el caso MORENA, fíjese usted lo que voy a comentar sin pretender ser tendencioso, el único que estuvo de acuerdo con la salida de Margarita del PAN fue, Andrés Manuel López Obrador, quién reconoció ese acto cívico de la ex panista que, como candidata independiente, será la virtual enemiga de López Obrador.

Obviamente la especulación sobre la obtención de votos suficientes para la Zavala está en duda, porque los militantes del PAN que apoyan a Ricardo Anaya, se calculan en más de la mitad de los que integran el partido y la alianza establecida con PRD, Movimiento Ciudadano y Nueva Alianza le otorgaría una cifra superior a la que la aspirante independiente pudiera obtener, a excepción de que ésta pudiera recibir todo el apoyo de la ciudadanía que está harta con los políticos, el voto solidario de las de las mujeres, el sufragio de los votantes indecisos y aquellos que aún no han decidido su voto.

Por su puesto que a, López Obrador, le conviene la fragmentación del voto panista, ya que Margarita Zavala, según las encuestas a esta fecha, ocupa el segundo lugar después de López Obrador en la preferencia del electorado, pero, no está claro si esa simpatía y preferencia sea con el PAN o sin él.

Y, finalmente, el PRI, como siempre, mientras la trifulca está en la oposición éste partido puede mantenerse en la pelea con cualquiera de sus dos precandidatos más adelantados Miguel Ángel Osorio Chong y José Antonio Meade, que cualesquiera que salga triunfador en su proceso interno de selección de candidatos, tendrá que enfrentar a la ciudadanía que está harta de falta de transparencia, de la violencia, inseguridad, corrupción, impunidad, ineficiencia y políticas públicas fallidas.

México, como país solidario, puede conjuntar el voto patrio de los mexicanos para decidir si las cosas siguen igual, o se vota por la alternancia representado por el PAN y su alianza y MORENA o por un cambio con los independientes, en este caso, con Margarita Zavala, no consideramos al “Bronco” por ser un gobernador que ha demostrado ser un inútil en el estado de Nuevo León.

Suburbio 1

Los delitos del fuero común en aumento ¿y las autoridades? Bien gracias…

fl.carranco@gmail.com